20 julio, 2011

CAMINO VIEJO AL PAULAR


¡¡¡Que alegría conoceros.....!!!! Jesús y Mari Carmen
73 - CAMINO VIEJO AL PAULAR
(Caminando en el corazón del Pinar)
24 DE Julio de 2011

Comienzo de la Ruta:9:30
Lugar: Puente de la Cantina

DESCRIPCIÓN DE LA RUTA
Distancia: 13 Km ida y vuelta
Dificultad: baja

El camino viejo del Paular, debió construirse en el Siglo XVIII, probablemente durante el reinado de Felipe V porque presenta analogías con el camino de la Fuenfría: tiene el mismo tipo de pavimento, los mismos muros de borde, y los vados pavimentados son iguales, aunque en conjunto el camino del Paular es de menos calidad que el de la Fuenfría. ... También sabemos que los primeros Borbones iban con frecuencia de La Granja al Monasterio del Paular, por este camino.
Una facilidad que tiene la ruta que vamos a seguir es que está marcada con puntos amarillos en bastantes pinos, como podremos apreciar desde prácticamente el principio.
Para comenzar a caminar hay que dirigirse hasta las Siete Revueltas, camino de Navacerrada, estacionando el vehiculo en la 1ª Revuelta, Km. 131.500 aproximadamente. El itinerario cubre un primer tramo, plano, asfaltado, atravesando nutridos pinares y pequeñas praderas. Cuando se lleva 1.4 Kilómetros, sale a la derecha una incorporación que no hay que coger (es la carretera que lleva al arroyo de las Pintadas), seguimos rectos. En el Kilometro 2.5 aparece un nuevo desvio por la derecha, que en esta ocasion si que hay que tomarlo, las marcas del GR-10 aparecen bien visibles en los troncos de los pinos. El firme pierde ahora la solidez del alquitran y se convierte en pista de tierra. El pinar resulta impresionante en algunas zonas, con ejemplares esbeltisimos, con troncos delgado y muy rectos.
Cuando se llevan recorridos 5 kilómetros,   que es la ruta tras pasar una zona con el pinar mas aclarado, la pista forestal se transforma en un pedregoso sendero. su trazado, por otra parte, resulta mas empinado. Se comienza a ver semi oculta entre las copas de los pino, la estación de ferrocarril de los Cotos, llegando por la parte trasera de una antigua caseta de alquiler de Equis, apareciendo junto a la entrada del parque Natural de Peñalara.