13 junio, 2017

FUENTES DE CABALLAR
(17 de Junio de 2017)

Lugar de salida: Plaza de Turégano
Hora de salida: 9.30 h.
Comienzo ruta: Plaza de Caballar.
Hora comienzo ruta: 9.45 h.
Distancia: 8,00 Km.
Desnivel positivo: 133 m.
Desnivel negativo: 133 m.
Dificultad: Fácil.
Tipo de recorrido: Circular.



Caballar ha sido conocida tradicionalmente por la riqueza de sus huertas. La zona cuenta con una especie de microclima y sobre todo con abundancia de agua. Hasta tres canales de riego: Pavía, Umbría y Solana, alimentan las huertas hasta confluir en el arroyo Mulas que llega a Turégano. 

Desde antiguo existía una comunidad de aguas de Caballar y Turegano y el primer documento que lo acredita data de 1588. Turegano tenía derecho a cuatro días de agua y Caballar a tres. Había un aguador o aguadero, que echaba el agua a la salida del sol. Al aguador, que no podía ser ni molinero, ni batanero, se le tomaba juramento en los dos pueblos.

En los años sesenta Caballar contaba con hasta ochenta hectáreas dedicadas a huertas. La localidad era famosa por sus frutales: perales, manzanos, guindos, nogales, ciruelos... En las últimas décadas han ido dejando protagonismo a los chopos para su aprovechamiento forestal y actualmente esta volviendo con fuerza el cultivo de la judia.

A lo largo de nuestro recorrido, pasaremos por huertas, atravesaremos la lastra, pero sobre todo pararemos en tres de las fuentes más singulares de Caballar.

Empezamos el paseo en la Plaza de Caballar y tomamos la Calle de Clemente Sanz Blanco para dirigirnos a la Fuente de la Fresnera y continuar por el valle hasta tomar un sendero poco marcado a la derecha, que sube a la lastra.



Seguimos el camino hasta bajar a la carretera y a nuestra izquierda veremos el camino de Santiuste que transcurre por el Valle del arroyo Horco, que seguiremos hasta llegar a la Fuente Redonda o de La Sartén. 


Desandamos el camino para salir de nuevo a la carretera y cruzamos el puente sobre el arroyo del Horco y andamos hacia Caballar, donde al poco de entrar en el pueblo cogeremos a mano izquierda el Camino Carravillar junto al Arroyo Mulas.

Pasamos por la Ermita de San Frutos en ruinas y siguiendo el camino llegamos a la Ermita de la Fuente Santa, donde se encuentra la fuente del mismo nombre.

Regresamos a Caballar y subimos hacia el Cerro del Castillo, donde se encuentra la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, un mirador excepcional del municipio. Desde allí regresamos al barrio de La Solana donde podemos ver la Ermita del Carmen.



No hay comentarios:

Publicar un comentario